martes, 22 de julio de 2008

ESTADO ACTUAL DE LA DENUNCIA AL PARLAMENTO EUROPEO CONTRA EL PROZAC Y LA MEDICALIZACION DE LA INFANCIA


A los participantes de este blog no solo nos preocupa la macropolítica (el futuro de la humanidad y del planeta) también nos preocupa el día día de la vida cotidiana. Nos alegramos enormemente cuando uno de nuestros blogeros ve como su familia aumenta y un aire nuevo entra en sus vidas ¡Felicidades a la recién nacida Haizea!.
Intentaremos hacer todo lo posible por que este mundo sea mejor.

Me ha llegado un correo informativo de una plataforma de la que formo parte contra la medicalización de la infancia. Como maestro estoy acostumbrado a ver como injustamente en numerosas ocasiones se trata a toda clase de niños problemáticos con una pastillita recetada alegremente para que no den la lata. La problemática de cada niña o niño son completamente diferentes y las atenciones psicológicas suelen ser muy parciales y puntuales, la salida más cómoda la pastilla ¿Pero con esta medida estamos solucionando algo o creando un problema mayor?
Aquí os añado la actual situación de la denuncia contra la manipulación europea de la industrias farmaceuticas, los elementos fundamentales en que se basa y los enlaces a la argumentación científica sobre estos casos




Hemos recibido comunicaciones tanto de la Secretaría de la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo como de europarlamentarios de que el procedimiento de denuncia, contra la Comisión Europea por corruptela y falta de transparencia, se mantiene abierto y continúa. Es fundamental tener en cuenta que los procedimientos en estos organismos se mueven muy lentamente. Izquierda Unida ha presentado al Congreso de los Diputados, en Madrid, un Proyecto, tomado del texto de nuestra denuncia y solicitud al Parlamento Europeo, y ha hecho lo mismo ante las Cortes Valencianas. Estamos intentando llevar adelante la Plataforma como una organización colectiva espontánea descentralizada de la que cada uno y cada una os constituyáis en portavoces de esta lucha política contra la medicalización de la infancia y de la vida cotidiana. Hemos recibido ideas, propuestas y ofrecimientos. En distintas ciudades del mundo se están organizando actividades dedicadas al tema. Se están promoviendo conferencias y Mesas Redondas, se han publicado artículos, y reportajes y los textos han sido colgados en más de 200 blogs y páginas web. Somos y podemos más de lo que creemos. Si os mantenéis atentos a la información de los medios verificareis que estamos consiguiendo generar una opinión pública internacional en contra de la abusiva administración no solo de fluoxetina, sino también de paroxetina, de metilfenidato, de antipsicóticos y antiepilépticos en la infancia. Continúan llegando todos los días adhesiones con palabras de aliento, información y proyectos de actividades. Ya circulan por la red traducciones de los textos de la Plataforma en francés, inglés, italiano, portugués, ruso, danés, hebreo, búlgaro, catalán y euskera. Si alguien ha efectuado alguna otra traducción o la ha recibido le agradeceremos nos la haga llegar.

Esto debe ser sólo el comienzo. La lucha de la Plataforma debe continuar hasta conseguir que la administración de medicamentos se adecue equilibradamente a las estrictas necesidades del paciente, con criterio de adecuación y precaución de los riesgos de los afectos adversos. Que su autorización este garantizada por investigaciones y pruebas efectuadas por organismos competentes, libres de toda sospecha de connivencia con la industria farmacéutica. Que la medicación se prescriba en caso de enfermedad y no para compensar los inevitables desequilibrios en los estados de ánimo y comportamientos que inevitablemente produce la vida cotidiana y que requieren abordajes distintos a los medicamentosos. Que se sancione y erradique la corrupción alimentada por la industria farmacéutica. Están abiertos los caminos en todas las direcciones. En la dimensión de lo local, en relación a colegios, hospitales, colectivos profesionales y de cualquier otro tipo, ante organismos oficiales como ayuntamientos y otros, ante autoridades nacionales, como ministerios, diputados, senadores y europarlamentarios y por supuesto ante Bruselas. Tenemos que llevar adelante la Plataforma como una organización de la que cada uno y cada una seáis voceros de esta lucha política contra la medicalización de la infancia y de la vida cotidiana.

Esta Plataforma no ha sido la primera, ni ha iniciado la denuncia. Es simplemente la que la ha llevado al Parlamento Europeo y ha sido escuchada. Ya en los años 50, un precursor, Iván Ilich escribía que "los médicos pretenden que nazcamos en el hospital, vivamos en el hospital y muramos en el hospital. Nosotros debemos intentar nacer en casa, vivir en casa y morir en casa." Nuestra campaña no cuestiona a los médicos ni a la medicina sino a los que desvirtúan y transgreden los propios juramentos hipocráticos. El conocimiento de la corrupción que denunciamos nos ha sido provista por las publicaciones médicas y por todos los médicos que haciendo honor a su profesión, a su condición humana, a sus compromisos con sus pacientes y con el conjunto de la sociedad nos brindan permanentemente, con sus denuncias, la información sin la cual nuestra actividad no hubiera sido posible. Algunas de esas otras iniciativas anteriores nos han hecho llegar su adhesión y documentación. Debemos coordinar nuestra acción e intercambiar información. Esperamos más ideas, propuestas y ofrecimientos.

Adjuntamos el listado de quienes habéis firmado adhesión a la PLATAFORMA. Si no figuras en el listado y quieres hacernos llegar tu adhesión envíanos un e.mail que incluya nombres y apellidos completos, actividad o profesión, ciudad y país y número de documento de identidad. Si posees información acerca de investigaciones que no estén incluidas en el alegato te agradeceremos nos las hagas llegar, así como cualquier otra sugerencia, observación o corrección. Agradeceremos asimismo que reenvíes este correo a todas tus relaciones para multiplicar su efecto.

Cordialmente,

Juan Pundik
Plataforma Internacional contra el Prozac y la medicalización de la infancia.
Asura 95 28043 Madrid
e.mail: jpundik@arrakis.es

RECORDATORIO DEL PROCESO DE LA DENUNCIA
Para quienes no hayáis recibido la información anterior procedo a un relato retrospectivo del proceso. En junio del 2006 los medios informaron del dictamen favorable de la EMEA Agencia Europea del Medicamento para administrar Prozac en la infancia, hasta ese momento prohibido. Inmediatamente procedí a la constitución de la Plataforma Internacional contra el Prozac y la medicalización de la infancia con las primeras 50 adhesiones que recibí en respuesta a mi convocatoria y envié la primera carta al Presidente de la Comisión Europea Juan Manuel Durao Barroso. Al no obtener respuesta alguna reiteré el texto en julio, agosto, setiembre, octubre y noviembre. En noviembre recibí respuesta a través de Martín Terberger, Jefe de la Unidad de Productos Farmacéuticos de la Dirección General de Industria y Comercio de la Comisión Europea justificando la legalidad y validez científica del dictamen de EMEA. Existiendo una Dirección General de Salud Pública esa respuesta y las argumentaciones y reglamentaciones alegadas me parecieron un ejemplo de corruptela y falta de transparencia de la Comisión Europea. Y así lo denuncié al Presidente del Parlamento Europeo Joseph Borrell. Este abrió a trámite la denuncia y la derivó a la Comisión de Peticiones con nº de expediente 761/2006. Dicha Comisión citó a una audiencia de explicaciones y alegaciones, a la Comisión Europea, a los europarlamentarios y a mí, para el día 22 de noviembre de 2006 en Bruselas, en el hemiciclo de la Comisión. Si no tienes el texto del alegato que presenté puedes solicitárnoslo. Lo que solicité al Parlamento fue que:

1º. Vete o derogue la Decisión C (2006) 3842 que autoriza la administración de Prozac (fluoxetina) a niños y adolescentes menores de 18 años concedida por la mera petición del fabricante del producto, los Laboratorios Lilly.

2º. Derogue el artículo 6 del Reglamento de la Comisión Europea que permite un funcionamiento anómalo y ajeno a nuestro orden y tradiciones jurídicas, como lo es el delegar en el solicitante de la autorización la investigación sobre los beneficios de la medicación por él producida, de sus contraindicaciones y posibles efectos adversos.

3º. Abra una investigación sobre la validez científica de las autorizaciones concedidas por la EMEA a los productos medicinales mediante este aberrante procedimiento.

4º. Establezca un ordenamiento jurídico transparente mediante el cual las autorizaciones para la administración de las sustancias medicinales se concedan mediante estudios, pruebas e investigaciones realizadas por organismos que sean garantía de independencia de la industria farmacéutica.

El Presidente agradeció mi comparecencia y mi intervención y me informó que mantendría abierta la investigación sobre el tema sobre el cual solicitaría información ampliatoria. Varios europarlamentarios, representantes de organizaciones acreditadas y de la prensa, se acercaron para felicitarme por mi denuncia, y para pedirme los textos de mi documentación y mis libros sobre el tema

Esta inédita experiencia me permitió adquirir el conocimiento de que hay un amplio margen y posibilidades para la militancia política en los organismos de la Unión Europea que son desconocidos e infrautilizados por sus ciudadanos, y que debemos tenerlos en cuenta en nuestros objetivos, porque son más accesibles y democráticos que los organismos de nuestros gobiernos nacionales. El sábado 24 de noviembre fuí invitado a informar de mi denuncia y mis gestiones ante el Forum extraordinario de los Forum Psy y la Revista Le Nouvel Äne, en París y a continuación se desencadenó un desbordante proceso de adhesiones, apoyos, colaboraciones y envíos de documentación desde todos los rincones del planeta.

Juan Pundik


Para más información

http://www.filium.org/

Si quieres conocer la argumentación completa ante el parlamento europeo

http://www.boletinfarmacos.org/012008/etica_y_derecho_europa.asp